Esperan Primer Trimestre 2021 Recuperación Turismo Dominicano

 Esperan Primer Trimestre 2021 Recuperación Turismo Dominicano

Esperan Primer Trimestre 2021 Recuperación Turismo Dominicano

Todo hace indicar que el primer trimestre de 2021 tampoco va a ser el comienzo de la ‘gran recuperación’. La tercera ola de covid-19 está obligando a la mayor parte de los países de Europa, incluido España, a retomar medidas restrictivas y de distanciamiento social para frenar los contagios. La euforia tras la llegada de la primera vacuna a principios de noviembre se ha ido disipando con el implacable avance de la tercera ola y los problemas para distribuir y hacer un uso eficiente de las vacunas, retrasando una vez más el esperado resurgir de la economía que se lleva pronosticando desde hace meses. Habrá que volver a esperar.

El cuento de nunca acabar
El impacto del covid-19 sobre la economía de España y de la zona euro está siendo mucho mayor de lo que se había previsto en un principio. La pandemia comenzó a lastrar la actividad económica de forma indirecta (canales financieros e incertidumbre) entre enero y febrero, y de forma muy directa en marzo (confinamientos). En ese momento se habló de una crisis profunda pero corta, con un renacer de la economía a partir del tercer trimestre del año 2020. Sin embargo, los nuevos brotes dejaron esa recuperación en un ‘espejismo’, con un aumento del PIB fuerte en el tercer trimestre, pero con las patas muy cortas. La economía no solo no se acercó a la recuperación en ‘V’, sino que además volvió a recaer en la parte final del año.

Cuando la parte final de 2020 se torció con relativa claridad, se comenzó a hablar de 2021 como año de la ‘gran recuperación’, con un crecimiento sólido apoyado en una vacuna distribuida de forma amplia y en el gasto de unos consumidores que llevaban meses ahorrando. Pero este 2021 acaba de empezar y la certidumbre sobre la recuperación parece más bien poca. El primer trimestre del año está casi descartado para ser el inicio de la vuelta a un crecimiento sólido y sostenido, lo que ha obligado a los organismos internacionales y firmas financieras a rebajar el avance previsto del PIB para este año. La violencia de la tercera ola y los problemas para distribuir la vacuna vuelven a poner a la economía en un lugar complicado en el que la incertidumbre vuelve a reinar. En los pocos días que van de este año, las previsiones de beneficios para el sector turístico ya se han hundido un 9%.

El consenso ha ido rebajando mes a mes las previsiones de crecimiento para 2021 en Europa
La evolución de las previsiones para el PIB de España y de la zona euro que publica Bloomberg de forma periódica resultan esclarecedoras. Muchas veces un gráfico vale más que mil palabras. Desde verano del año pasado, las perspectivas para la economía del europea no han parado de caer y lo siguen haciendo. Parece que la recuperación no va a llegar nunca. En este momento se espera que el PIB de la zona euro avance un 4,3% en 2021 y el de España un 5,7%, dos figuras decepcionantes tras un desplome del 7,3% (zona euro) y 11,5% (España) en 2020.

Adiós al primer trimestre de 2021
El consenso de Bloomberg vaticina que la economía estará estancada en la primera parte de 2021, como reconoció Christine Lagarde en la última reunión del Banco Central Europeo: “Los datos económicos entrantes, las encuestas y los indicadores de alta frecuencia sugieren que el resurgimiento de la pandemia y la intensificación asociada de las medidas de contención probablemente hayan llevado a una disminución de la actividad en el cuarto trimestre de 2020 y también se espera que influyan en la actividad en el primer trimestre de este año”, ha reconocido la máxima mandataria del BCE.

Los economistas de la firma financiera Julius Baer apuntan al segundo trimestre del año como el comienzo de la recuperación económica: “Las medidas de confinamiento aplicadas en varios países de la Eurozona pesarán sobre el crecimiento del PIB en el primer trimestre de 2021. Cabe esperar una fuerte recuperación en el segundo trimestre, cuando el levantamiento de las restricciones, el aumento de las vacunaciones y la demanda reprimida impulsarán el crecimiento del PIB considerablemente por encima de la tendencia”. La economía resurgirá en el segundo trimestre, a partir de marzo-abril, justo cuando comenzó a ‘morir’ en 2020.

Los economistas de BBVA Research creen que la recuperación económica real llegará a partir de la segunda mitad de 2021. El empeoramiento de la actividad y del virus en la zona euro lastará la primera mitad de este año. “Se espera una aceleración de la actividad económica en la segunda mitad de 2021, que llevaría a un crecimiento del PIB en 2022 del 7% (frente al 5,5% de 2021). Una campaña de vacunación efectiva, rápida y masiva impulsaría la actividad cuando menos por dos vías. La primera sería la reducción de la incertidumbre sanitaria”.

El consenso de los expertos también ha ido rebajando el avance del PIB para 2021 en España
Parece que al final la recuperación llegará con un año de retraso respecto a lo que se había previsto inicialmente. Sin embargo, algunos riesgos seguirán presentes y podrían terminar ‘enfriando’ el repunte de la economía. Katharina Koenz, economista de Oxford Economics, explica en una nota que si bien es cierto que “la intervención de los gobiernos ha reducido artificialmente la tasa de quiebras de empresas de la Eurozona este año, en algún momento habrá que hacer frente a este problema, lo puede suponer un lastre para la recuperación.

“La normalidad sobre la regulación de las insolvencias probablemente se reactivará en el transcurso del primer semestre de 2021, por lo que se avecina una ola de quiebras. Esto pesará sobre el mercado laboral, la confianza y el sector bancario. Pero dado el fuerte apoyo fiscal, el repunte económico esperado y la baja intensidad en capital de los sectores más afectados, no vemos un peligro inmediato de una ‘zombificación’”, asegura el experto.

“Aunque la recuperación economía debería mitigar naturalmente el desplome de la rentabilidad, no resolverá mágicamente algunos de los problemas de solvencia. Italia, España y Francia se enfrentan a riesgos elevados debido a unas recesiones más severas y al descenso anormal de las insolvencias durante la crisis. A nivel sectorial, los servicios de comercio, transporte y alojamiento enfrentan la mayor amenaza, lo que refuerza el riesgo para España e Italia por su dependencia de la industria hotelera”, concluye el economista de Oxford Economics.

Todo hace indicar que la recuperación terminará llegando este año, pero lo hará más tarde de lo esperado y con una intensidad muy inferior a la prevista. Los riesgos siguen siendo elevados y los problemas a la hora de distribuir la vacuna podrían retrasar aún más la vuelta a la ‘normalidad’, que de no producirse antes del verano dañará con más intensidad a los países más dependientes del turismo y la hostelería, como es el caso de España.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *